Inicio de sesión

CAPTCHA
Escriba resultado de la op. matemática para continuar la operación
4 + 1 =
Solve this simple math problem and enter the result. E.g. for 1+3, enter 4.

Navegación

+ ALBUFERA

Vela Latina-Albufera

Familia Cyprinidontidae.

 

Soporta esta familia con gran facilidad los cambios de temperatura y de salinidad de las aguas, por amplios y bruscos que sean en algunas ocasiones. Es muy característico también el acentuado diformismo sexual, presentando los machos, además de su menor tamano, coloraciones diferentes a las de las hembras, constituidas normalmente por la presencia de un determinado número de bandas oscuras o plateadas verticales, extendidas por la parte posterior del tronco y por el pedúnculo caudal. Representada abundantemente en el Continente Americano, la familia tiene sólo. dos géneros en nuestro lago, ambos endémicos del litorai mediterráneo peninsular: Aphanius y Valencia, de indudable interés faunístico.

 

Género Aphanius

Apahanius iberus (C y V) Fartet, pececillo. Fartet. Peixet de sequiol.

Está representado por el Aphanius (= Cyprinodon) iberus (C. y V.) denominado fartet o peixét de sequiol y que no parece ser totalmente endémico de nuestra costa Este española, -como siempre se ha citado-, dado que al parecer existe la posibilidad de una reducida distribución por el Norte de Africa. El macho es menor en tamano que la hembra pero de colores más vivos. Las hembras frezan durante el verano, alcanzan la madurez sexual a los seis meses y es muy característico en esta especie el hecho de que las hembras sólo poseen un ovario bien desarrollado, el derecho, por atrofia completa del izquierdo. Ha desaparecido totalmente del lago y sus acequias circundantes. Se alimenta principalmente de larvas y pupas, de culícidos y de cladóceros como la Daphnia sp.

 

Género Valencia

Valencia hispanica (C y V). Samarugo, Samarug. Samaruch.

El mayor de nuestros Ciprinodóntidos, aunque su talla no sobrepasa nunca los 6 cms. es la especie Valencia hispánica (C. y V.) denominado "Samaruch" o samarugo. Con caracteres biológicos muy afines al "fartet" tampoco se ha podido capturar en la Albufera desde hace muchos años, por lo que también puede darse por desaparecido. Ninguna de estas dos especies tiene valor comercial alguno, presentando únicamente un gran interés faunístico y sobre todo acuarófilo, ya que son las dos únicas especies que por su tamaño, belleza y diferenciación sexual, sobre todo en el celo, son susceptibles de vivir en acuarios. Ambos son grandes devoradores de culícidos por lo que han resultado muy beneficiosos en la profilaxis antipalúdica (Anopheles), aunque han sido desplazados por la gambusia, poecilido que se introdujo en la Albufera, precisamente para la lucha biológica contra los mosquitos transmisores de la malaria. (Docavo 1979)

ShareThis